Política – Mundo en general

20201219 No hay país que supere a China.

                  No hay país que supere a China, en cifras absolutas y casi siempre también relativas, en quebrantar los derechos humanos más elementales, es decir, a la vida y a la integridad física. Nada más natural y debido, pues, que cuando Xi Ping vino triunfante a pasear por las calles de nuestra capital se hubiera manifestado masivamente el rechazo de nuestros ciudadanos, ya sea por amor al prójimo o por solidaridad internacional, si no fuera que unos y otros hubieran vendido sus cacareados ideales al dios dinero.

                    En efecto: según una foto, prohibida legalmente hasta hace pocas semanas, se comprueba cómo junto a la Cibeles un policía español -junto con muchos chinos uniformados en rojo- intentan quitar a un ciudadano español, al paso de Xi Ping, una pancarta que decía: “Derechos humanos, China”. Incluso hoy, a toro pasado, será muy difícil que alguno de los 50 principales medios de difusión de España, a los que ha sido enviada esta denuncia el día mundial por los derechos humanos, llegue a publicarla.

20200327 Catastrófica inhumanidad contra los chinos.

                                                   La inhumanidad con la que los dirigentes mundiales han menospreciado los derechos humanos del pueblo más numeroso de la tierra ha permitido que sus dictadores le conviertan en el principal contaminador del planeta y de pestes mundiales como la del cerdo y hoy el coronavirus.

                                                    ¿Escarmentaran las naciones ante estas mortales pruebas de insolidaridad? Una imagen vale más que diez mil palabras. Así la de quien, limitándose a pedir “Derechos humanos, China” durante la última visita del dictador Xi Jinping a Madrid, -contra el que no hubo ningún grupo que tuviera el valor de manifestarse-, fue reprimido por la policía local y su denuncia no fue aceptada por la Justicia. Ciudadano que, incluso antes de contraer el coronavirus, denunció estos hechos ante los espectadores de fútbol en Madrid.

20200202 Interdependencia mundial.

               Acabamos de comprobar, alarmados, el dicho de que repercute en el otro extremo del mundo el aleteo en China de una mariposa; o, al menos de un murciélago, con el coronavirus, que mata incluso aquí. Su tan cruel como incompetente tiranía ha tenido que pedir ayuda a la UE para tratar de ocultar su fracaso. Esta vital interdependencia mundial coincide y pone al desnudo el catastrófico desacierto, de los retrógrados movimientos independentistas en la misma UE, que tan caro estamos pagando ya todos.

20190826 La mayoría, desesperada.

                             Quienes estamos, como España y la Nueva España (Méjico) en la frontera de los dos mundos, tenemos una mayor conciencia directa de esa tragedia, pero también a veces nos concentramos en ese dramático, pero muy limitado choque entre ellos, cuyo origen y remedio deber ser mundial, de Norte a Sur.

                               El Norte vive una loca carrera de técnicas devoradoras de más materias -incluso renovables- del planeta, así como un mayor consumo de una mayor población. Esto agiganta las desigualdades incluso dentro del Norte, con una también creciente pérdida de libertades de los de arriba para mantener su predominio.  Esta desigualdad y opresión por los dirigentes del Norte es aún mayor con el Sur, cuyos recursos necesitan aún más, por lo que lo que provoca frecuentes guerras para consolidar su dominio- El Sur, cuando no perece por hambre y miseria (que de nuevo aumenta) intenta responder emigrando o con la guerra del pobre, el terrorismo. Sepamos, pues en el Norte que sólo el respeto al derecho ajeno nos dará a nosotros no solo la paz -que la hay también en dictaduras y cárceles- sino una paz digna y duradera, en libertad.

20190817 La humanidad, de vacaciones.

                                                      En pleno agosto, la India ha dado un golpe contra los musulmanes en Cachemira, región por la que ha tenido ya cuatro guerras con Pakistán, tras los cuatro millones de muertos en la separación de ambos países, y ahora ya han empezado a morir soldados. China ha amenazado con enviar tropas a Hong Kong, que se manifiesta fuertemente contra una ley opresora. Miles de manifestantes han sido detenidos en Moscú tras manifestarse también, una y otra vez, exigiendo elecciones libres.  Para no mencionar las víctimas en este período de guerras “menores”.

                                                       No es casual que los gobiernos insolidarios escojan ese período para cometer sus fechorías, aprovechando las vacaciones de los humanitarios, que una ya tan larga y terrible experiencia debieran estar más movilizados en esa época de un cierto sopor de las estructuras ciudadanas; los hechos muestran que su humanidad se va de vacaciones cuando más lo necesita la Humanidad, facilitando que se comentan los mayores crímenes contra ella.

20190812 Ni mover un dedo.

      Piden elecciones libres, pero son detenidos a centenares en la capital, como hace pocos días. Ni estando en Europa y siendo uno de los pocos países de influencia mundial, menos que los dedos de una mano, movemos aquí un dedo para apoyarlos, frenados en parte por tan contrarios como añejos complejos hacia Rusia.

      Tampoco   hay el menor apoyo a los derechos humanos de los tan numerosos como reprimidos habitantes que Hong-Kong, ni siquiera por la importancia y repercusiones que la política de otra potencia mundial aún mayor está teniendo aquí; nada extraño si recordamos el silencio cómplice de casi todos ante la reciente visita a España del presidente que conculca los derechos humanos de más personas en el mundo, Xi Jinping.

        Nuestra atávica cerrazón y aislamiento pueblerino y ciego egoísmo que muestra este récord inhumano de insolidaridad nos está pasando ya una cada día mayor factura ecológica, económica y de pérdida de libertades.

20190614 Iglesias, el de la covada.

                               En la historia pequeña de España, Abascal pasará a ser “el de Covadonga”, aunque ya hubo otro movimiento, también literalmente cavernícola, que reivindicó ese nombre tras la muerte de Franco. Mucho más retro aún será el distintivo de P. M. Iglesias. Bien es cierto que fue primero un clásico machista, conquistador de mujeres, que manejaba a su antojo hasta desear azotarlas. Pero un día encontró la horma de su zapato, y por ella renunció a su presumida pobreza, compró un nido lujoso, renunció a su prioridad política por sus hijos y hasta puso en femenino el nombre de su organización. Haciendo de ella su diosa, – como otro sociólogo pirado, Comte-, pronto le cederá del todo su liderazgo, como ya lo ha realizado de hecho al asumir por cuatro meses el papel de descanso femenino post parto, imitando a los varones de algunas tribus muy primitivas, por cuya hazaña merecerá ser recordado como Iglesias “el de la covada”.

20181031 La hora de China.

      Mi respeto especial para el pueblo chino, tan civilizado milenios antes que Occidente. Aprobación que, como aquí, no puedo extender a los Gobiernos que, como ahora, siquiera respetan los derechos humanos como el promedio de los principales países. Fracaso especialmente preocupante cuando está llegando una vez más la hora de China y, más que nunca, a escala mundial.

        Como hace medio siglo sus parientes japoneses, China comenzó esta etapa incluyendo el exportar a Occidente productos de baja calidad. Ésta va mejorando, pero no sin excepciones. Yo, por ejemplo, he comprado hace poco varios relojes de pared chinos a buen precio y que funcionaban bien. Lo curioso es que se han ido cayendo y estropeando, epidemia debida a que el agujero del reloj en que se introduce el clavo de la pared es liso. Así, claro, se venden más relojes, pero la hora de China ya no debiera necesitar esos trucos tan bajos que ponen por los suelos no sólo a los relojes.

20180815 Trump promueve guerras.

                                            La escalada de tensión con Irán de Trump nos recuerda, entre otras, la recientemente tenida con Corea del Norte, sin olvidar la posterior aprobación suya a la capitalidad de Jerusalén para Israel, que fomenta otros conflictos bélicos. Más descarado por su carácter desequilibrado, estas insensatas provocaciones no hacen sino rebelar y agravar más un trágico fallo del sistema. Ya el presidente Eisenhower denunció en su discurso final el enorme peligro de suponía la complicidad entre el poder político y la industria del armamento; lo que también sufrimos en España, hasta el inconcebible descaro del ex ministro de Defensa de Rajoy, Morenés. Si no nos defendemos mejor, allí aquí, de esos “defensores de la democracia”, acabarán con ella y con nosotros mismos

20180720 Israel se proclama racista.

                               Desde sus orígenes y cada vez más, Israel se ha mostrado como un Estado racista. Ahora, por fin, se ha declarado legalmente “Estado nación judío”, instaurando oficialmente un apartheid que entierra toda ficción de democracia. Este golpe de Estado antidemocrático con vocación de permanencia requiere una inmediata reacción de los pueblos y sus Gobiernos para evitar su consolidación. De consolidarse este gravísimo golpe, no sólo dañará gravemente la paz local, sino también regional e incluso mundial, como ha ocurrido ya demasiadas veces con quienes han emprendido la vía supremacista pretendiendo ser “el pueblo elegido”                               

20171226 Inhumanidad en China.

                                                 Quieren dar una mejor imagen de Pekín y evitar los problemas de contaminación, falta de agua, etc. Pero en vez de resolver esos problemas en la ciudad, y la miseria de las zonas rurales cuya emigración a Pekín aumenta su riqueza pero agrava  esos problemas,  las autoridades, con  la excusa de “seguridad” tras algunos incendios, han emprendido la más despiadada campaña de desahucios y destrucción de asentamientos ilegales. En pleno invierno, el aviso es de pocos días, e incluso de pocas  horas y de madrugada a esos inmigrantes que tienen el valor de llamar “de baja calidad”.

                                              Más de cien intelectuales y artistas han protestado ante esa barbarie, un acto heroico en esa feroz dictadura. Pero un racismo también inhumano hace que su voz no encuentre un eco eficaz en estos países que dicen defender los derechos humanos. Por ejemplo, en España, donde calla no sólo la derecha, que hace grandes  negocios con todo tipo de tiranos, sino en una izquierda que se manifiesta cien veces contra países en que hay cien veces menos millones de oprimidos, pero no contra una China con la  que aún se siente afín (sic), a pesar de tantos datos como éste: hoy también se ha destapado que cuando lo de Tiananmen mató, no ya a 200, como se dijo, sino 10.000 manifestantes por una democracia, cuya falta allí dañará cada vez más la nuestra.

20170617 España, Marruecos y el Rif.

                               Los rifeños se han manifestado este sábado   en Madrid. En el Rif llevan ya nueve meses de grandes protestas, pidiendo un hospital y medidas sociales en su región, cruelmente marginada por Rabat. Pero sólo  han conseguido una fuerte  represión e incluso la cárcel como respuesta a sus tan justas y elementales  peticiones con masivas y pacíficas manifestaciones, que han sido respaldadas por otras, incluso de los ciudadanos de Rabat.

                                En España, por el contrario, no he visto a ninguna organización que les apoyara en su manifestación. Ya el recién desaparecido Goytisolo subrayaba que había aquí como 500 asociaciones por los saharauis, pero prácticamente ninguna para los habitantes de Marruecos.  Y tenemos una enorme deuda con ellos, en especial con los del Rif, principales víctimas de nuestras guerras coloniales en la zona, y donde todavía mueren muchos más de cáncer como resultado de los gases venenosos que hace un siglo empleó España contra ellos.

20170407 Armas españolas asesinas                   

                                           Arabia Saudí y sus cómplices han atacado Yemen. Van ya más de diez mil muertos. Contra las convenciones internacionales, que prohíben armar a países en guerra, Y en una tan eficaz como criminal complicidad, acaban de salir por el puerto de Bilbao  4.000 toneladas de bombas para Arabia. Y en Cádiz se construyen cinco buques de guerra, con la bendición del alcalde, de Podemos, que pretende conseguir votos dando pan, aunque sea pan mojado en sangre ajena. Como hacen otros partidos políticos, presionados por los fabricantes de armas, las compañías petroleras, que continúan los “estrechos vínculos” que, desde tiempos de Franco, han unido a los Jefes de Estado con esa monarquía árabe. “Caín, ¿y tu hermano?”.

20160227 China, Arabia Saudí y España.

El Ministro de Asuntos Exteriores ha recibido al embajador chino, que se interesaba sobre la corrupción de la filial en España de su banco ICBC. Como es lógico, le ha recordado  subrayado la independencia que tiene aquí  la Justicia respecto al Gobierno, lo que es difícil  incluso de concebir en países no democráticos. De hecho, hace  pocos días que la Embajada de Arabia Saudí pidió a los policías españoles que la custodiaban que detuvieran una manifestación pacífica contra sus bombardeos a edificios civiles del Yemen, sin perdonar ni a los hospitales, lo que la ONU condena como crimen de guerra. Los policías tuvieron que recordarles que la Constitución en España sí ampara la libertad de expresión, incluso, añadamos, en momentos en que esta libertad no se encuentra en su mejor momento en lo referente a los asuntos internos de nuestro propio país.