Educación y Cultura – 2013

20130115. Wert se autoretrata.

                           El dialogo sólo es posible entre los que se reconocen como iguales. Pero cuando una parte manipula la alta representación que se le otorga para no cumplir con sus promesas; más aún, para ponerse chulo y provocar, utilizando su cabeza en una discusión para embestir “como un toro”, según propia confesión, y encima intenta ir a dar lecciones de educación y democracia, a los de abajo no les queda sino protestar, e impedir, aunque no puedan ya sino con abucheos, ese abuso “magistral”.

                           Tal ha sido la lección de dignidad y defensa de la verdadera democracia que han dado unos universitarios sevillanos al impedir el mitin que iba a dar en su sede el ministro justamente peor valorado de España, detentor de la cartera de Educación (¡!), José Ignacio Wert; quien, en una ingenua proyección freudiana de lo que él mismo practica, les ha tachado de fascistas.

20130225. Ministro irrespetuoso.

                          Nos reímos del ridículo de un niño pequeño que se queja: “-¡Empezó mi hermanita, que me devolvió la bofetada!”. Pero indigna que un servidor al que pagamos, un administrador, un ministro, y por añadidura de Cultura, tenga el valor de quejarse de que en la gala de los Goya no tuvieron con él “un mínimo respeto institucional”.

                          ¿Cómo van a respetarle cuando él es el primero que no respeta en lo más mínimo a los demás? Por su estilo grosero y chulesco, -él mismo se pavonea de actuar “como un toro”- le ha dejado plantado hasta la cúpula de rectores de Universidades, y es el peor valorado de todos los ministros. Su grosería, su incultura, es una corrupción no menos grave que la económica de otros ministros de Rajoy.

20131129. El nivel educativo en España.

                           Consulto en Internet uno de los principales diarios de España –exceptuando los deportivos, que se venden más- y veo que su cabecera dedica un mayor espacio, e incluso una foto, a alabar a un futbolista que al informar que el Parlamento aprobará hoy la desastrosa ley “educativa” de Wert. No puede estar más claro qué es lo que más importa, y el poco interés por la educación, ya a un nivel bajísimo en Europa. ¿A dónde podremos llegar con la ley Wert?